El coste de la botella más cara del mundo ascendió a 192.000 libras, o lo que es lo mismo, más de 223.000 euros al cambio actual. La botella en cuestión era de French Coeval-Blanc de 1947 y fue vendida en el transcurso de una subasta celebrada en la sala Chritie´s de la localidad suiza de Ginebra en el año 2010. Por supuesto, la preciada botella figura como la más cara jamás vendida en el Libro Guinness de los Récords y todo hace indicar que podría seguir en él durante mucho tiempo.

Publicado: 20 de Marzo de 2017